Guaido en Mérida: Estaremos movilizados hasta hacer del país que soñamos una realidad

A pesar de la enorme ola de guerra sucia que se ha cernido sobre la iniciativa libertaria que encabeza Juan Guaidó y que busca completar los pasos para que cese la usurpación y se puedan realizar una elecciones libres y transparentes, enormes cantidades de personas acuden con entusiasmo al llamado del presidente interino en cada ciudad visitada del país.

Redacción Venezuela al Día  

La región andina de merideña está llena de gente afable y dispuesta a recibir a los viajeros con los brazos abiertos, por ello y sus grandes bellezas naturales e históricas, siempre han sido una zona turística.

Pero ahora sus principales poblados turísticos se han ido convirtiendo en “pueblos fantasmas” donde la falta de combustible impide que quienes trabajan y producen las cosechas no tengan cómo transportarlas y quienes les visitaban llenando sus posadas hayan dejado de hacerlo.

Ante esa dura realidad, a los merideños de todas las edades no les pueden engañar con cuentos como el de “guerra económica” para mencionar los efectos de la incapacidad e ineptitud manifiesta del gobierno central para atender las grandes problemáticas que les agobian.

Los merideños se sienten agotados y olvidados por un gobierno que sólo piensa y actúa en función de aferrarse al poder “a como dé lugar” sin importarle los problemas de la ciudadanía.

De allí el enorme entusiasmo que despierta Guaidó con su lucha por lograr el retorno de la democracia en el país con su “Operación Libertad”.

Desoyen la guerra sucia que ha desatado el gobierno mediante rumores de corrupción en contra de quienes no manejan millonarias partidas tal como si lo hacen hasta los más ínfimos funcionarios “enchufados” al gobierno central.

Desoyen a “periodistas” que, pagos mediante, cambian de opinión de un momento a otro para atacar al único político que ha sido capaz de enfrentar al régimen a pesar de tener todo en contra.

Los merideños han mostrado una vez más que desean la pronta liberación del país junto a los millones de venezolanos de bien que se han quedado para defender y recuperar esta tierra de gracia.