Nicolás Maduro vendió el alma a los Castro para reemplazar a Chávez

Prensa Presidencial

En el misterio que rodea la decisión repentina que hizo Hugo Chávez en diciembre de 2013, en medio de un cáncer extremadamente avanzado, de designar a Nicolás Maduro su sucesor, tiene participación la dictadura cubana.

Redacción Venezuela al Día

De acuerdo al periodista Juan Carlos Zapata, citando al exministro petrolero Rafael Ramírez en una entrevista para El País, Chávez se decidió por Maduro debido a “la tremenda presión que ejercieron” Fidel y Raúl Castro, descartando a Diosdado Cabello, quien para ese entonces era presidente de la Asamblea Nacional y por orden constitucional, le hubiera tocado ser el sucesor.

“Desde mucho tiempo atrás se había montado toda una operación para cerrarle el paso (a Cabello); Esa operación fue diseñada por el poder civil que hoy gobierna en el Palacio de Miraflores; En esa operación también participó Ramírez, creyendo que se beneficiaba, y terminó siendo purgado por Maduro”, refiere Zapata.

Y es que Maduro era “el más manejable” para los propósitos de Cuba y el “más convencido” del proyecto cubano.

Lea la nota íntegra en KonZapata