Escapatorias improvisadas: Acuerdos de Maduro con China buscan evitar default

El presidente del Parlamento de Venezuela, el opositor Omar Barboza, dijo hoy que el jefe de Estado, Nicolás Maduro, viajó a China con la intención de “evitar el default (recesión de pagos)” y que a su Gobierno le den “más prórroga” para el pago de las obligaciones que mantiene con ese país.

EFE

“Hasta ahora los anuncios de crédito de China no han sido tales, China lo que ha hecho es comprar petróleo a futuro, y en este momento, creo, la negociación está orientada a evitar el default con China, que le den más prórroga para el pago y las obligaciones que tiene con ese país”, dijo Barboza a periodistas.

Resultado de imagen para maduro en china

El diputado que dirige la Asamblea Nacional (AN, Parlamento), de mayoría opositora, respondió así a la pregunta acerca de si Maduro viajó a China a tramitar un nuevo crédito de 5.000 millones de dólares, como reseñan algunos medios internacionales.

Maduro partió ayer a China y se espera que regrese el próximo domingo en un viaje que, señaló, hace para “avanzar en nuevos acuerdos” en los campos económico, comercial, energético y financiero, entre otros.

Un 40% de comercios en Venezuela bajaron sus santamarias de forma definitiva

“Voy y vengo, voy con grandes expectativas y nos vemos dentro de unos días con grandes logros”, dijo el jefe de Estado antes de partir.

El portavoz de Asuntos Exteriores chino, Geng Shuang, dijo hoy que “tras unas elecciones presidenciales sin contratiempos, la situación en Venezuela ha mejorado y su Gobierno está activamente promoviendo la reforma financiera y económica”.

Resultado de imagen para maduro en china

Dijo que durante su visita, Maduro se reunirá con su homólogo chino, Xi Jinping, y ambos serán testigos de la firma de varios acuerdos bilaterales.

China y Venezuela han estrechado lazos en los últimos tiempos sobre todo en la época del fallecido presidente Hugo Chávez (1999-2013), relaciones que ha intensificado Maduro durante su Gobierno.

China es, desde la pasada década, uno de los más importantes socios comerciales de Venezuela, un país que le paga gran parte de los créditos e importaciones con crudo, fuente energética de la que el país suramericano posee las mayores reservas del planeta.