La absurda teoría de Rafael Ramírez para lograr el cambio en Venezuela

Foto archivo

Rafael Ramírez Carreño dirigió- durante gran parte del gobierno de Chávez- Petróleos de Venezuela S.A (PDVSA) y en 2014, cuando Maduro tenía un año en el Poder, “decidió” alejarse del dirigente chavista; ahora se encuentra en exilio donde escribe artículos para “desenmascarar” al nuevo régimen.

Redacción Venezuela Al Día

“El país no aguanta más. Ya no hay tiempo para seguir improvisando, reciclando ministros, repitiendo tácticas gastadas, políticas fallidas”, inicia un artículo de Ramírez  Carreño publicado el 1 de julio en Aporrea, donde además asegura que el pueblo esta pagando un precio muy alto por la incapacidad para gobernar del madurismo.

Motta Dominguez atribuye colapso del servicio eléctrico a supuestos “saboteos”

“Una dirigencia que ha impuesto el miedo, la persecución como política de Estado, un gobierno policíaco donde se violan de manera permanente los derechos fundamentales de sus ciudadanos”, agrega y niega que con Chávez las cosas fuera así.

FOTO: EFE/Miguel Gutiérrez

Además, afirma que el madurismo fue capaz de destruir lo que no pudieron hacer las transnacionales, ni el sabotaje petrolero; incluso, el heredero de Chávez- según Ramírez Carreño- destruyó “a la Nueva PDVSA, la Roja Rojita, una de las obras y política mas exitosa del Comandante Chávez”.

¿La ANC fuente de salida de la crisis?

Pero, la teoría más absurda del expresidente de PDVSA fue asegurar que lo único que le queda al “chavismo originario” es apegarse a la ilegal Asamblea Nacional Constituyente (ANC) con sus atribuciones supraconstitucionales.

“Habría que decir entonces, que la ANC tiene o es, probablemente, la última oportunidad de que este desastre sea resuelto de manera pacífica por el Chavismo, podríamos decir, por el Chavismo originario que es, esencialmente, cívico-militar. Si no, el tiempo, no sólo se le habrá acabado al madurismo, sino también al Chavismo”, manifiesta Rafael Ramírez Carreño, acusado por casos de corrupción durante su largo mandato en la estatal PDVSA.

Leer artículo completo en Aporrea.