En Venezuela hasta comerse una “galleta” se volvió un lujo por su precio

La crisis económica continúa aniquilando el bolsillo de los venezolanos, un fenómeno que las autoridades del régimen de Nicolás Maduro achacan a una fulana “guerra económica”, pero en realidad se trata de una inflación descontrolada, que en el caso de los alimentos, pareciera que llegará al infinito y mucho más allá.

Jackly Peña / Venezuela Al Día 

Cabe destacar que el sueldo mínimo actual del venezolano consta de 797.510 bolívares y que con tan solo comprar un paquete de estas galletas, desaparecerá el salario más rápido que nunca.

El escandaloso monto que piden los supuestos “gestores” por una cita para apostillar

Es así como 100 gramos de galletas de una reconocida franquicia tiene un costo de 169.000 bolívares. Vale acotar que la mayoría de los ingredientes que se utilizan para elaborar el producto están escasos y superan los 200 mil bolívares, con el caso de la harina y los huevos.

Cortesía: El Cooperante

Anteriormente comer, vestirse y disfrutar eran accesibles para cualquier bolsillo venezolanos. Pero a raíz de la crisis económica, social y política las prioridades han cambiado y comerse hasta una simple galleta cuesta “un ojo de la cara”.