El lado más “oscuro” de Thomas Shannon junto a Delcy y Diosdado

Foto/EFE

El alto diplomático estadounidense Thomas Shannon de 60 años, con la mayor antigüedad en el servicio exterior estadounidense, se jubila exactamente un año después de haber supervisado la transición al gobierno de Donald Trump.

Redacción Venezuela Al Día 

El subsecretario de Estado para Diplomacia Pública y Asuntos Públicos, Steve Goldstein, dijo que la decisión de Shannon es personal y que el secretario de Estado, Rex Tillerson, habría apreciado que continuara. Pero más allá de todo esto, las especulaciones de que Shannon era “aliado norteamericano” del Gobierno de Maduro no son descartadas.

Thomas Shannon se retira tras larga carrera política en EEUU

Las relaciones entre Estados Unidos y Venezuela se encuentran en tensión desde que se emitió la primera tanda de sanciones contra siete funcionarios del chavismo. Decreto que calificaba la situación del país caribeño como “amenaza” para Estados Unidos.

El encuentro 

Tras esto, quizá nadie recuerda que Shannon fue parte de una primera negociación, o mejor dicho, de un primer intento de suavizar las relaciones entre ambas naciones.  Diosdado Cabello,  la entonces canciller, Delcy Rodríguez acompañados del presidente de Haití Michell Martelly y el encargado de negocios de Venezuela en EEUU, Maximilien Sánchez Arveláiz, posaron para dejar evidencia de un encuentro sonriente y amable.

Encuentro en Haití 2015- Sumarium

Nicolás Maduro, había anunciado para ese momento, que Diosdado viajó a Haití para reunirse con “importantes personalidades” y Shannon es un funcionario ya conocido para Maduro de su época como canciller de Venezuela entre 2006 y 2013. Lo que podría significar que ambos “se llevaban bastante bien”.

Encuentro en Haití 2015- Sumarium
El encuentro era con miras a normalizar las relaciones diplomáticas “dentro del respeto a la legislación internacional, la soberanía y autodeterminación de los pueblos”, según un comunicado.

 

Encuentro en Haití 2015- Sumarium

Nadie nunca se imaginó que Shannon echó cuentos, sonrió y hasta extendió la mano para aquellos funcionarios que hoy,  son parte del gabinete podrido de Nicolás Maduro y  los culpables de la caótica situación que atraviesa Venezuela.