A punta de machete asesinaron a un obrero en el estado Táchira

Este fin de semana se ha reportado un crimen atroz. Se denunciaron las muertes de tres hombres, de las cuales dos han sido confirmadas como homicidios y cuyos asesinos todavía están siendo localizados por funcionarios del Cicpc-Táchira mediante la investigación correspondiente. En cuanto al tercero, se le determinará la causa después de la autopsia asignada por ley, aunque se presume que, por estar ebrio, se desnucó caminando solo por las calles de su pueblo. VAD 

El primer homicidio registrado fue el de un obrero que perdió la vida a punta de ‘machetazos’. El hecho se registró ayer en la madrugada a escasas cuadras de su casa, en la aldea Boconó del municipio Samuel Darío Maldonado.

Fue identificado por sus familiares como Esteban Apolinar, de 34 años, quien trabajaba como caletero o ayudante de los transportistas de frutas del sector y residía en la calle sexta del mismo sector donde lo asesinaron ayer.

Murió bebé al caer en un balde de agua por accidente

Se sabe que antes del ataque, Apolinar había mantenido una fuerte discusión con unos muchachos en el pueblo, por lo que estos serán el principal objetivo de la investigación. Al hombre lo atacaron con un machete hasta causarle la muerte. Lo hallaron con varias heridas abiertas a nivel de la cabeza, provocadas por lo que se cree fue un machete.

La víctima había estado de fiesta  la noche del sábado y parte de la madrugada del domingo, y fue atacada posiblemente a las 6 de la mañana, cuando se disponía a regresar a la casa, por lo que la reconstrucción de sus últimas horas de vida será relevante para esclarecer el crimen.

El segundo crimen se registró bajo el nombre de Deivis Garzón, víctima de 25 años de edad, quien también sostuvo una fuerte riña el viernes por la madrugada y regresó con varias heridas que le causaron, pocas horas después, la muerte. Al regresar a su vivienda, en una invasión del sector El Diamante, Táriba, comenzó a sentirse mal, por lo que sus familiares lo llevaron a Fundahosta, desde donde lo remitieron al Hospital Central de San Cristóbal, en consideración de las lesiones sufridas.

Fue este sábado, en la noche, cuando el joven murió en el Central, a consecuencia de politraumatismos.

Tirotearon a oficial de Poliaragua cuando llevaba a su hijo al colegio

El tercer cadáver pertenece al ciudadano colombiano Winston Vásquez Pérez, quien fue encontrado muerto, y recostado de una pared en el barrio Las Delicias poco después de las 3 de la madrugada, en la calle 4 con carrera 8 del casco central de La Fría, municipio García de Hevia.

Por la posición en que fue encontrado el cuerpo, se presume que Vásquez Pérez pudo haber estado ebrio, perdió el equilibrio mientras caminaba por la acera y se desnucó o sufrió un trauma severo al golpear su cabeza contra la pared.

Allí se hicieron presentes efectivos de Politáchira, que resguardaron el cuerpo hasta que llegaron funcionarios del Cicpc, que al revisar el cuerpo no observaron a simple vista alguna herida, por arma blanca o de fuego, por lo que será mediante la autopsia que se determine la causa de muerte.

Fuente: La Nación