Los beneficios científicamente comprobados de la masturbación femenina

Hoy en día, las mujeres gozan de una independencia de la que antes carecían, y no solo en el ámbito profesional: también en el personal.

No deberían dejarse llevar por la vergüenza o el qué dirán, especialmente en lo que se refiere a su sexualidad. Cada vez, son más las mujeres que no tienen reparo en darse placer a sí mismas, ¡y no tiene nada de malo! Al contrario: la masturbación conlleva muchos beneficios saludables que probablemente no sabías.

Ponen a los hombres entre conservar el cabello o tener erecciones 

Además de aprender a conocerte mejor, también puede ayudar a mejorar tus relaciones sexuales e incluso a prevenir enfermedades. Te vamos a dar unas cuantas ideas para empezar a probarlo tú solita o con compañía de algún vibrante amigo.

1. Te aporta un subidón natural
¿Quién necesita tomarse unas copas para desinhibirse un poco cuando podemos optar por la dopamina y la oxitocina? Cuando se masturban, liberan dos endorfinas causantes de esa sensación de placer y bienestar. Solo por sentirse así de bien durante unos instantes, ¡habrá merecido la pena! Deja a un lado la vergüenza y aprende a disfrutar de tu cuerpo.

2. Previene infecciones
Con el orgasmo que experimentan durante la masturbación, se abre el cuello uterino permitiendo que éste libere algunas bacterias acumuladas. Este procedimiento puede ayudar a prevenir infecciones, como las de orina, por ejemplo. Si alguna vez has tenido alguna infección similar, habrás podido comprobar lo molestas que son. Ya sabes que existen cremas que ayuda a reducirlas pero, ¿por qué no probar también con la masturbación?

Tres súper batidos que te ayudarán a ganar un poco de peso 

3. Reduce los dolores menstruales
Obviamente, cada mujer es un mundo y no a todas les dará resultado. La masturbación no es una herramienta milagrosa, pero sí puede reducir algunos de los dolores que sufrimos durante la menstruación, al menos momentáneamente. La intensidad del orgasmo y las hormonas que se liberan durante la excitación, ayudan a relajarse después de la masturbación y a aliviar el dolor de ovarios. ¿Por qué no probar? Si no funciona, ¡al menos habremos pasado un buen rato!

Vía Enfemenino