Alcaldes piden que porte de armas sea tema de debate entre Obama y Romney

Mitt Romney y Barack Obama / AFP

“En un cine de Colorado recibí un disparo en la cara y el cuello”, cuenta Stephen Barton, sobreviviente de la masacre de Aurora (Colorado, oeste) en una publicidad que será difundida justo antes del debate de Barack Obama y Mitt Romney, que se realizará este miércoles en Denver, en el mismo estado.

En el anuncio, el joven levanta su cuello mostrando las cicatrices que le dejaron los disparos. Y luego, sentado en una sala de cine, asegura que “en los próximo cuatro años, 48.000 estadounidenses no correrán mi suerte. Ellos serán asesinados por armas de fuego durante el mandato del próximo presidente”.

Aunque el debate de este miércoles se concentrará en temas como la economía, el empleo y la reforma de la salud, la asociación de Alcaldías contras armas ilegales tuvo la idea de realizar este comercial para pedir que los candidatos sean interrogados sobre las leyes que regulan el porte de armas de fuego, un tema ausente en la campaña.

“A pesar de haber sido algo muy violento, los dos candidatos se rehúsan a hacer algo más que decir que sienten lo sucedido”, explicó Barton a la AFP.

“Cuando los candidatos entran a la sala (del debate), espero que piensen que en esta otra sala, algunos kilómetros más lejos, 12 personas fueron asesinadas y decenas heridas, como el caso de Stephen”. dijo Michael Bloomberg, alcalde de Nueva York y copresidente de la asociación, mediante un comunicado divulgado el lunes.

El pasado 20 de julio, en un sala de cine de la ciudad de Aurora, a 15 kilómetros de Denver, James Holmes abrió fuego contra los espectadores de la premiere de la película Batman. En el hecho, cerca de 70 personas fueron heridas, de las cuales 12 murieron.

AFP